MICOBIOTA DE LAS TURBERAS DEL SISTEMA CENTRAL

Pronunciada por Juan Carlos Campos Casabón de la Sociedad Micológica de Madrid.

Nuestro nuevo vicepresidente presenta a Juan Carlos, aunque es superconocido de todos los socios por su incansable participación en la explicación de especies los lunes micológicos y como guía en las excursiones. Su interés ha ido evolucionando hacia retos cada vez mayores: de los Lactarius a los Cortinarius que le ha llevado a participar con numerosas sociedades micológicas en numerosas exposiciones. También coordinó el Micoencuentro del año pasado en Rascafría.

Al final de la brillante exposición Luis le entregó un nuevo libro para su biblioteca mientras los socios aplaudían.

-----

¿Qué es una turbera?. Es un humedal que se forma en zonas de terreno adecuado, generalmente en suelos ácidos, donde la capa freática es muy superficial y aflora con facilidad, manteniendo unas condiciones de humedad muy elevada. Los procesos de descomposición se desarrollan en ausencia de oxígeno (anaeróbicos), formando una tierra (la turba), muy rica en nutrientes. Hay varios tipos de turbera, la mas conocida quizás sea la de esfagnos, formada por la superposición de capas de musgos del género Sphagnum, que pueden llegar a alcanzar gran profundidad. Micológicamente es muy interesante, ya que por sus características no depende tanto de la lluvia para mantener la humedad, por lo que en los periodos más secos del año, es posible encontrar una flora micológica abundante e interesante.

CATÁLOGO DE ESPECIES

  • Mitrula paludosa. Formado por una cabezuela de color amarillento y un pie gris-acuoso (el "granito de maiz y el brotecito de soja"). Vive en las zonas encharcadas con poco movimiento de agua, desde mayo hasta julio.
  • Scutellinia crinita. La forma casi aplanada en la madurez, el color anaranjado muy llamativo y la presencia de pelos en el borde, definen a este género de Ascomicetes, cuyas especies sólo podremos diferenciar microscópicamente. Habita sobre suelo desnudo, restos de madera, excrementos, etc, siempre en zonas muy húmedas, de mayo a octubre.
  • Trichophaea gregaria. Pequeño ascomicete con el interior de color gris-perla y el exterior beis-ocraceo, cubierto de pelos cortos. Tiene ascosporas elipsoidales, lisas, hialinas, con múltiples gútulas. Vive en zonas muy húmedas en cualquier época del año.
  • Rambstomia creq´heraultii. Ascomicete de pequeño tamaño con aspecto de "lenteja" de color anaranjado, de superficie granulosa. Muy abundante en las turberas y humedales del Sistema Central en primavera y verano.
  • Craterellus tubaeformis. Seta cuyo himenio está formado por pliegues con aspecto de láminas, de color grisáceo, con sombrero pardo y pie amarillento. Suele crecer en grupos, generalmente cespitosos en zonas muy húmedas en todo tipo de bosques, desde la primavera al otoño. Buen comestible.
  • Craterellus sinuosus. Parecida a la anterior, pero con los pliegles sinuosos, anastomosados, de color crema-grisaceo, con el sombrero y el pie pardo-grisaceos. Especie rara, propia de zonas mas norteñas. Aquí fructifica en turberas en verano.
  • Merulius tremellosus. Especie que crece sobre las base de árboles y sobre troncos caidos, en zonas con mucha humedad. Tiene aspecto gelatinoso y puede llegar a formar sombreros.
  • Piptoporus betulinus. Parásita exclusiva del abedul. De color blanco en la juventud, parda en la madurez, con los poros muy pequeños. Muy común en las turberas con abedul en el Sistema Central.
  • Cyathus striatus. Especie en forma de dedal, con la parte exterior pilosa y la interior estriada con los peridiolos en el fondo. Crecen cespitosos sobre restos de madera en zonas muy húmedas.
  • Drosera rotundifolia. Planta carnívora que atrapa a sus presas con sus hojas, que son muy viscosas. Muy abundante en algunas turberas de la zona centro.
  • Hygrocybe helobia. Sombrero y pie de un llamativo rojo-anaranjado con las láminas blanquecinas. Crece en verano, sobre los esfagnos, con el pie profundamente enterrado.
  • Lichenomphalia umbellifera. Hongo liquenizado de color crema amarillento, que crece desde la primavera al otoño sobre una costra verde que recubre la madera y el suelo, que correspondería al talo del liquen.
  • Omphalina sphagnicola. Crece sobre los esfagnos de la turbera durante el verano y principos de otoño. Sombrero de color gris, láminas blanquecinas, pie grisáceo con pilosidad blanquecina en la base.
  • Rickenella fibula. Pequeña especie, muy abundante en las zonas encharcadas y turberas, sobre los musgos, desde la primavera al otoño. De color crema amarillento a crema anaranjado con las láminas más claras y decurrentes.
  • Laccaria tortilis. La Laccaria más pequeña de la Península Ibérica. Crece sobre taludes desnudos muy húmedos. Es de color rosado, rosa anaranjado, rosa-blanquecino, con láminas escasas, separadas, sinuosas.
  • Tricholoma fulvum. Micorrizógeno exclusivo del abedul. Tiene el sombrero de color pardo, pie más claro, con una zona blanquecina en el ápice y láminas crema a amarillentas.
  • Mycena sylvae-nigrae. Sombrero conico, estriado, pardo, con el centro más oscuro, láminas blanco-grisáceas, pie grisáceo a pardo. Olor fuerte a lejía. Sobre madera de pinos entre musgos en verano
  • Gymnopus aquosus (Collybia aquosa). Como Gymnopus dryophilus (Collybia driophyla), pero con tonos más palidos, crema, rosa, rosa-cárneo, la base del pie bulbosa con largos rizomorfos y fructificación tipicamente primaveral.
  • Entoloma cetratum. Uno de las especies de Entoloma más comunes en las turberas. Sombrero pardo amarillento, más oscuro en el centro, casi blanquecino en el margen, estriado, láminas grises, luego rosadas. Pie gris. Desde la primavera al otoño.
  • Entoloma formosum. Especie rara, que se caracteriza por su sombrero escamoso de color pardo-amarillento a pardo-anaranjado, con el pie más claro. Las láminas en principio son de color crema pasando a rosadas con la maduración.
  • Inocybe lanuginosa var. ovatocystis. Caracterizada por un sombrero escamoso-peluchoso de color pardo-grisáceo, con las láminas y el pie más claros. La var. ovatocystis se distingue por sus queilocistidios ovoides. Crece sobre los esfagnos en verano y otoño.
  • Cortinarius flexipes. Sombrero cónico, muy escamoso, de color gris a pardo. Láminas pardas. Pie con restos de velo en forma de bandas anulares, pruinoso. Olor a geranio (Pelargonium sp): Vive en zonas muy húmedas en verano y principios de otoño.
  • Cortinarius huronensis. Típico habitante de las turberas donde crece en verano con el pie muy largo y profundamente enterrado en la capa de esfagnos. Sombrero pardo a pardo-olivaceo. Láminas olivaceas. Pie con bandas oliváceas.
  • Cortinarius lacustris fo. alboanulatus. Sombrero mamelonado, pardo-anaranjado con el margen más claro. Láminas pardo-ferrugineas. Pie más claro que el sombrero con restos de velo que forman una zona anular blanquecina (lo que diferencia esta forma de la especie tipo, que no la tiene). Vive en turberas y humedales en verano y principios de otoño. Sólo encontrado en Madrid y Zamora.
  • Galerina atkinsoniana var. sphagnorum. El género Galerina tiene muchas especies que fructifican en ambientes húmedos. Son todas muy parecidas macroscópicamente: setas de pequeño tamaño, de color pardo, pardo-anaranjado, pardo rojizo, con el margen generalmente estriado, con restos de velo blanquenino en el sombrero y en el pie. Fructifican durante todo el año.
  • Hypholoma elongatum. Rara especie propia de las turberas, de pequeño tamaño y pie muy fino y largo. Microscópicamente se caracteriza por tener crisocistidios. Crece sobre los esfagnos durante el verano y principios de otoño.
  • Coprinus martinii. Rara especie de pequeño tamaño y color blanquecino.
  • Parnassia palustris. Planta de la familia de las saxifragáceas que crece en zonas húmedas, siendo muy abundante en las turberas del Sistema Central.
  • Lactarius sphagnetii. Tiene el sombreo de color pardo-anaranjado a pardo-rojizo con el centro más oscuro y aspecto lacado. Láminas crema a crema-ocraceo, pie algo mas claro que el sombrero y látex blanco algo picante. Fructifica en verano y principios de otoño sobre los esfagnos en pinares montanos.
  • Lactarius vietus. Sombrero de color crema-grisáceo, pardo-grisáceo, beis-grisáceo, con tonos violáceos. Láminas de color blanquecino a crema, manchándose de pardo en la madurez y con la manipulación. Pie de color crema-blanquecino, crema rosado a grisáceo, blanquecino en el ápice. Látex blanco, gris-verdoso al secar sobre las láminas, sabor picante. Micorrizógeno exclusivo del abedul.
  • Lactarius quieticolor. Parecido al níscalo pero de colores más pardo-grisáceos. Muy abundante a finales de verano y principios de otoño en los bosques de pino albar, directamente sobre los esfagnos o en el borde de la turbera. Comestible como el níscalo con el que se confunde habitualmente.
  • Russlua gracillima. Crece generalmente en las turberas con abedul en verano y principios de otoño. Sombrero mezcla de tonos rosados, lilacinos y oliváceos, pie y láminas blancas. Sabor picante.
  • Russula sanguinea. Russula muy común en los bosques de coníferas que se acerca a las turberas en verano cuando la húmedad es mas escasa. Sombrero de color rojizo con las láminas y el pie blancos, tendiendo a amarillear al roce. Sabor picante.
  • Gomphidius roseus. Boletal con himenio lamelar, con sombrero de color rosado, láminas blanco-grisáceas y pie blanquecino con restos de velo parcial en forma de anillo. Fructifica en verano en zonas muy húmedas, generalmente en compañía de Suillus bovinus.
  • Suillus flavidus. Sombrero pardo-grisaceo con poros anchos, algo decurrentes, amarillo-verdosos y pie con restos del velo parcial en forma de anillo. Crece en verano y a veces a principios de otoño en las turberas con esfagno en bosque de pino albar.
  • Suillus variegatus. Más robusta que la anterior, con el sombrero disociado en pequeñas escamitas y poros mas pequeños. Especie no muy abundante de los bosques de pino albar, que se acerca a las turberas en periodos de sequedad ambiental.
  • Leccinum variicolor. Micorrizogeno exclusivo del abedul. Caracterizado por su sombrero de tonos café con leche, pie blanquecino con granulaciones oscuras y la base con esfumaciones verdosas. Comestible mediocre.

Algunas imágenes de setas de turberas:


Scutellina crinita


Hygrocybe helobia


Rickenella fibula


Entoloma formosum


Lactarius vietus


Hypholoma elongatum


Gonphidius roseus


Sphagnum sp.

Pagina principal

(C) Sociedad Micológica de Madrid. Actualizada el 8/4/2008