"SETAS DE LA CASA DE CAMPO DE MADRID"

Resumen de la conferencia pronunciada D. J. Daniel Arranz, el día 22 de Mayo de 2006
E-mail: jdanielarranz@hotmail.com o agaricus@gmail.com

Dani nos ilustró con su habitual profusión de fotografías la gran variedad de setas que crecen en un entorno tan especial y querido de todo madrileño. Él lo lleva recorriendo desde hace más de 25 años y ha pateado todos sus rincones pudiendo considerarse como el que mejor la conoce micológicamente, a pesar de la creciente competencia.

Al final de la magnífica presentación nuestro presidente le entregó un precioso libro sobre hongos, recientemente aparecido, mientras recibía una calurosa ovación.

---

La "Casa de Campo" de Madrid es un parque asilvestrado a diferencia de otros parques y se encuentra situado al Oeste de la capital (Madrid), siendo una prolongación del Monte "El Pardo".

La finca fue comprada a la familia Vargas por el Rey Felipe II el 17 de Enero de 1562, en un "precio justo" de 1.542.346 reales. Posteriormente fue ampliada por los Reyes Fernando VI y Carlos III. Fernando VI la cercó mediante una tapia para su uso cinegético, con un perímetro de 16 Km.

El 20 de Abril de 1931, fue cedido al Ayuntamiento de Madrid por el Gobierno de la II República; a partir de esta fecha los madrileños pueden disfrutar de este enclave privilegiado.

La flora del parque lo forman fundamentalmente los pinos piñoneros (Pinus pinea L.) y la encina (Quercus ilex L.). Otros Quercus como Q. Pyrenaica Wild. (Melojo) y Q. Robur L.(Carvallo, roble albar), están presentes aunque de una forma escasa con ejemplares aislados o formando pequeños enclaves. Por otra parte Q. Robur cuenta con un ejemplar de 150 años considerado árbol monumental.

El parque esta surcado por los arroyos "Antequina" y "Meaques" donde se puede observar, al igual que en zonas húmedas, la vegetación de ribera sauces (Salix sp.), chopos (Populus nigra L.), fresnos (Fraxinus angustifolia Vahl), olmos (Ulmus minor Mill.) etc. Habría que destacar el auge que de nuevo tienen los olmos, en años anteriores olmedas y ejemplares de gran porte y edad sucumbieron ante la "grafiosis", enfermedad producida por el hongo ceratocystis ulmi. En la actualidad los retoños se han convertido en ejemplares ya adultos y que parece, gozan de buena salud.

Arizónicas Cupressus arizonica Greene, cedros (Cedrus atlantica (Endl.) Carrière), se encuentran de forma aislada o en formando pequeños bosquetes. Ailantos (Ailanthus altissima (Mill.) Swingle, moreras (Morus alba L.), acacias (Gleditsia triacanthos L.), plátanos de paseo (Platanus orientales L. var. acerifolia Aiton), castaño de indias (Aesculus hippocatanum L.), conforman las especies que suelen adornar las carreteras de asfalto así como las pistas de tierra. Por otra parte zarzas (Rubus ulmifolius Schott), espino albar (Crataegus monogyna Jacq.), rosal silvestre (Rosa canina L.) y retamas (Retama spaheroscarpa (L.) Boiss.) se encuentran también con cierta frecuencia.

Entre la fauna destaca por su abundancia liebres y conejos, aunque en la actualidad la presencia de la Cotorra argentina (Myiopsitta monachus) es considerable, y se la considera una amenaza. Destacan por su tamaño la culebra de escalera (Elaphe scalaris), erizos (Erinaceus europaeus), polla de agua (Gallinula chloropus), ánade real (Anas platyrhnchos), lagarto ocelado (Lacerta lepida) y en los dos últimos años la presencia con nidos de cigüeña blanca (Ciconia ciconia). Mayoritariamente estas especies son típicas de este entorno, y no se encuentran en otros parques de la ciudad.

Esta diversidad, nos ofrece la posibilidad de poder encontrar distintas especies de setas propias de distintos ecosistemas, de los cuales se hace una breve descripción.

PINAR:

  • Agaricus bohusii Bon, champiñon enrojeciente fuertemente cespitoso, y de excelente calidad culinaria.
  • Agaricus langei (F.H. Møller & Jul. Schäff.) Maire, como el anterior fuertemente enrojeciente, gregario o aislado, con el pie no bulboso y esporas superiores a 7 µm.
  • Buchwaldoboletus hemichrysus (Berk. & M.A. Curtis) Pilát, típico boleto lignícola que hace algunos años fue muy abundante en los tocones de pino piñonero; caracterizado por su gran tamaño y crecimiento sobre madera.
  • Gloeophyllum sepiarium (Wulfen) P. Karst., con la zona superior del sombrero hirsuto de un color naranja muy vivo, y que se puede encontrar tanto en tocones como en madera trabajada de coníferas.
  • Lactarius sanguifluus (Paulet) Fr., con látex fuertemente de color vinoso.
  • Lactarius deliciosus (L.) Gray, más abundante que la especie anterior y de todos conocido, por su látex color zanahoria y buena comestibilidad.
  • Clitocybe vibecina (Fr.) Quél., muy común en otoño con tintes beige-cremosos, ligeramente estriado y fuerte olor de harina.
  • Clitocybe vermicularis (Fr.) Quél., típica especie primaveral, caracterizado por los rizomorfos blancos muy abundantes de la base del pie.
  • Rhodocybe truncata (Quél.) Bon, muy similar a la especie anterior en cuanto a su color pardo anaranjado, pero con láminas adnadas-escotadas. Relativamente raro.
  • Marasmius wynnei Berk & Broome, marasmio blanquecino de pequeño tamaño, con el pie bicolor de color rojizo en la mitad inferior. En la actualidad M. carpathicus se le considera sinónimo de esta especie.
  • Lentinellus micheneri (Berk. & M.A. Curtis) Pegler, muy común entre las acículas de pino y caracterizado por su sombrero parduzco embudado, con láminas blancas típicamente aserradas.
  • Lepiota aspera (Pers.) Quél., De tamaño medio, con escamas piramidales en relieve que la hacen prácticamente inconfundible.
  • Lepiota subincarnata J.E. Lange, pequeño tamaño, fuertemente venenosa, con anillo prácticamente fugaz, lo que la separa de L. helveola.
  • Mycena acicula (Sch.) Kumm., pequeña Mycena de hasta 0,5 cm, con un bello color anaranjado y centro algo más oscuro.
  • Pluteus petasatus (Fr.) Gillet, fácilmente reconocible por su acusado olor a flor de sauco y, tamaño relativamente grande dentro del género.
  • Geastrum berkeleyi Massee, endoperidio con textura al tacto de papel de lija.

ENCINAR:

  • Hymenoscyphus fructigenus (Bull.ex Merat) Gray, muy común en las bellotas.
  • Gyroporus castaneus (Bull.) Quél., boletal fácilmente reconocible por el color pardo del sombreo y pie cavernoso.
  • Hexagonia nitida Durieu & Mont., caracterizado por su himenio con poros anchos y poligonales, se manchan de oscuro al tacto.
  • Meripilus giganteus (Pers.) P. Karst., sin duda uno de los aphylloporales con mayor tamaño, pudiéndose consumir cuando es muy joven.
  • Inonotus dryadeus (Pers.) Murrill, posiblemente la seta mas atrayente a nivel visual, con las gotas opalescentes a modo de perlas, muy raro.
  • Armillaria mellea (Vahl) P. Kumm., párasito muy destructivo, que fue recolectado en los viveros instalados en el parque.

CHOPOS, OLMOS, FRESNOS ....

  • Ganoderma resinaceum Boud., de gran tamaño y zona superior de aspecto lacado y textura blanda, a diferencia de otras especies del mismo género de aspecto leñoso y duro.
  • Myriostoma coliforme (Dicks.) Corda, fácilmente reconocible por el aspecto de geastrum pero con varios estomas.
  • Entoloma aprile (Britzelm.) Sacc., típico Entoloma primaveral con crecimiento prácticamente exclusivo bajo olmos. Muy similar a E. clypeatum pero este se presenta de forma cespitosa, y consistencia más carnosa.
  • Rhodotus palmatus (Bull.) Maire, exclusivo de olmos, de color rosa carne y adornado de típicas venosidades en el sombrero, raro.
  • Geastrum coronatum Pers., una de las "estrellas de tierra" de mayor tamaño, y crecimiento bajo olmos.
  • Morchella esculenta (L.) Pers., con aspecto de panal de color generalmente amarillo, pudiendo adquirir gran tamaño.
  • Rigidoporus ulmarius (Sowerby) Imazeki, poliporáceo típico de los olmos con crecimiento en el interior de troncos de los mismos, gran tamaño parecido a Phellinus torulosus.
  • Verpa digitaliformis Pers., con sombrero libre y superficie más o menos lisa, propia de zonas húmedas.
  • Mitrophora semilibera (DC.) Lév., de aspecto acostillado y sombrero semilibre en su unión con el pie.
  • Pleurotus dryinus (Pers.) P. Kumm., de textura coriácea, y por lo tanto no apto para el consumo.
  • Pleurotus ostreatus (Jacq.) P. Kumm., sin duda una de las especies más cultivadas en el mundo, con forma de ostra y con distintas tonalidades de color en el sombrero.
  • Pleurotus cornucopiae (Paulet) Rolland, de aspecto parecido a la especie anterior, pero con forma embudada y láminas decurrentes hasta la base del pie. Muy raro.
  • Ossicaulis lignatilis (Pers.) Redhead & Ginns, con aspecto de clitocybe pero sobre madera, con fuerte olor harinoso; el margen puede ser de forma lobulada.
  • Volvariella bombycina (Schaeff.) Singer, sin duda una de las especies más fáciles de identificar debido a su crecimiento en madera, con volva y láminas rosas.
  • Hohenbuehelia caerulea (Fr.) Singer, con zona gelatinosa en el sombrero y de color pardo.
  • Hohenbuehelia mastrucata (Fr.) Singer, al igual que la especie anterior pero con escamas y de color grisáceo.
  • Hohenbuehelia rickenii (Kühner) P.D. Orton, sin duda fácilmente confundida con la seta de cardo, ya que frecuenta los mismos hábitats, sin embargo se distingue al igual que las restantes Hohenbuehelias por la capa gelatinosa en el sombrero.
  • Peziza repanda P. Karst, en forma de copa pardo más o menos oscuro, con el borde más claro.
  • Peziza cerea Sowerby, al igual que la anterior con crecimiento en restos leñosos y de colores ocres, más o menos claros.
  • Terana caerulea (Lam.) Kuntze, con forma de costra e intenso color añil.
  • Geopora sumneriana (Cooke) M. Torre, crecimiento exclusivo bajo cedros y de época primaveral.
  • Laetiporus sulphureus (Bull.) Murrill, denominado "pollo del bosque" la he encontrado en varias ocasiones sobre madera de Acacias. Típica su forma imbricada y color anaranjado con margen de color amarillo.
  • Lentinus strigosus (Schwein.) Fr., a diferencia de otros lentinus esta especie se presenta con el margen de las laminas liso, no aserrado, y sombrero típicamente hirsuto.
  • Pithya vulgaris Fuckel, ascomycete típico de las acículas de las arizónicas, de pequeño tamaño con pseudopie y color anaranjado.
  • Gloeophyllum abietinum (Bull.) P. Karst., hímenio con poros de aspecto laminiforme, recolectado en gran cantidad de tocones de arizónicas.
  • Merulius tremellosus Schrad., aspecto de gloeophyllum (Lenzites) pero de consistencia gelatinosa.

ZONAS HERBOSAS, PRADOS:

  • Pleurotus eryngii (DC.) Gillet, la seta de cardo tiene amplia distribución, aunque cada vez es más difícil el recolectarla debido al gran número de aficionados a esta seta.
  • Agrocybe praecox (Pers.) Fayod, crecimiento primaveral en zonas de hierba alta, de gran tamaño en su género, con anillo membranoso muy evidente.
  • Conocybe blattaria (Fr.) Kühner, de aspecto esbelto, pequeño tamaño y anillo muy evidente.
  • Calocybe constricta (Fr.) Kühner, típico de zonas nitrogenadas, con intenso olor de harina y anillo. No confundir con Calocybe gambosa.
  • Leucopaxillus lepistoides (Maire) Singer, de gran tamaño, se distingue por las tonalidades azul verdosas en la base del pie, así como en la confluencia de las láminas con el mismo.
  • El género Lepista está muy bien representado con las especies: Lepista panaeolus Fr.) P. Karst., Lepista nuda (Bull.) Cooke, Lepista sordida (Fr.) Singer, Lepista personata (Fr.) Cooke.
  • Cyathus olla (Batsch) Pers, denominada popularmente como "nidos de pájaro", presenta un tamaño muy pequeño y con la zona interior lisa, donde se encuentran los peridiolos (huevos) de color grisáceo.
  • Agaricus cupreobrunneus (Jul. Schäff. & Steer) Pilát, champiñon de medio tamaño muy escamoso y con un brillo característico en el sombrero, pie con escamas por debajo del anillo y a veces por encima del mismo.

Un par de ejemplares poco frecuentes pero que se dan en la Casa de Campo de Madrid:

Agaricus bohusii

Laetiporus sulphureus

Pagina principal

(C) Sociedad Micológica de Madrid. Actualizada el 25/5/2006